ARRIBES TAURINAS

Una corrida con opciones y una gran entrada en Las Ventas

Imagen: Plaza 1

La corrida de Araúz de Robles en la plaza de toros de Las Ventas (Madrid) registró una gran entrada, y resultó variada en comportamiento. De intachable presencia y con varios toros aplaudidos de salida, la corrida en líneas generales dio opciones y mantuvo el interés, especialmente el buen primero y el interesante tercero. La terna, compuesta por Curro Díaz, David de Miranda y Calerito, que confirmó la alternativa, saludó en el tercio aunque las opciones ofrecidas por los astados no terminaron de ser aprovechadas. 

Buen toreo a la verónica de Curro Díaz para recibir al segundo toro, aplaudido también de salida. Sin embargo, el de Araúz de Robles resultó completamente inválido, y Curro Díaz abrevió tras la primera tanda. Gritos de «¡fuera del palco!» y fuerte bronca al presidente. Silencio.

Al cuarto toro de la tarde le faltó entrega y resultó más deslucido, a pesar de la movilidad y de una cierta nobleza que no fue suficiente para que la faena de Curro Díaz cogiera vuelo. Le faltó limpieza y rotundidad a su labor con la muleta. Lo intentó con insistencia pero sin lucimiento Curro Díaz, que saludó una ovación en el tercio tras una estocada. 

El tercero toro fue otro ejemplar interesante, que hizo una buena pelea en el caballo y que ofreció opciones en el último tercio. Faena de más a menos de David de Miranda, que dejó un logrado inicio en los medios con la mano derecha, pero luego no terminó de acoplarse a las inciertas pero interesantes embestidas -por ambos pitones- del animal. Algo brusco, y con mejores inicios que finales, el de Araúz de Robles permitió ligar las tandas a un dispuesto David de Miranda, que no terminó de poderle. Estocada. Silencio. Ovación al toro en el arrastre.

El quinto toro se vino abajo pronto en la muleta de David de Miranda. Tras un buen y templado inicio de faena, con varios muletazos genuflexo, la faena fue a menos. No hubo entendimiento entre toro y torero, y el de Araúz de Robles finalmente se apagó, faltándole mayor emoción, empuje y recorrido. Final de cercanías, entre una decisión de opiniones en los tendidos. Susto sin consecuencias. Estocada algo desprendida. Ovación con saludos entre protestas. 

El primer toro de la tarde fue aplaudido de salida, y permitió gustarse por verónicas a Calerito. Cumplidor en el caballo, el de Araúz de Robles mantuvo el interés durante toda su lidia, embistiendo con prontitud, nobleza y un punto de exigencia -le faltó algo más de fuerza- que añadió dificultad a la faena. Inició la misma de rodillas Calerito, tras la ceremonia de confirmación, y despertó la primera ovación. Sin embargo, la faena navegó entre altibajos, algún muletazo suelto y más ganas que acierto por parte del joven matador. En el tramo final le volteó sin consecuencias. Estocada entera pero caída. Ovación con saludos. Fuerte ovación al toro en el arrastre.

La lidia al sexto no fue la mejor, ni mucho menos. Además, se le castigó mucho en el caballo al toro. Disposición y esfuerzo de Calerito, que dejó algunos derechazos sueltos logrados y varios pases de pecho con largura y buen gusto. Sin embargo, el resto de la faena tuvo altibajos, menos limpieza de la deseada y faltó mayor emoción. El toro, aunque se movió y dio opciones, embistió con cierto genio y brusquedad. Bernadinas sin estoque para cerrar la faena. No acertó con los aceros. Silencio.

Facebook
Twitter
LinkedIn
Pinterest

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!