ARRIBES TAURINAS

Escribano, con la mente puesta en Miura: «Cada día es un nuevo regalo, una nueva oportunidad para seguir sumando»

Imagen: Pagés

Lo que hizo Manuel Escribano el pasado sábado en La Maestranza de Sevilla no tiene palabras. No hay explicación humana que alcance a describir lo sucedido. No la hay. Escribano volvió, una vez más, a demostrar porque los toreros son héroes. A pesar del grave percance sufrido con el primer toro, y que le obligó a pasar a la enfermería, Escribano pidió ser operado sin anestesia general para poder salir a matar su segundo toro. Y así fue. Así se consumó una gesta para la Historia de la plaza, y por supuesto de la tauromaquia. Esas dos orejas al sexto fueron un premio de reconocimiento y admiración… Hoy, dos días después de lo sucedido y con la menta puesta en su recuperación para poder estar este domingo en Sevilla con la corrida de Miura, Escribano ha querido agradecer públicamente el apoyo de la afición, así como reconocer la importancia de los médicos taurinos como «héroes anónimos» en las plazas: «GRACIAS. Gracias Sevilla, no te mereces menos. Gracias afición, sin vosotros, esto no sería posible. Gracias a los verdaderos héroes anónimos de cada tarde: los médicos taurinos. A cada uno de vosotros que ha tomado un momento de su vida para escribirme, gracias. Y finalmente, a la vida misma, por regalarme momentos tan bellos y experiencias tan profundas. Porque cada día es un nuevo regalo, una nueva oportunidad para seguir sumando».

Facebook
Twitter
LinkedIn
Pinterest

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!