El recortador Rafa Espada fue cogido ayer en Leganés por el segundo toro de Adolfo Martín cuando trataba de ejecutar un quiebro de rodillas en los medios. A pesar de la fuerte paliza, el recortador decidió continuar en el concurso bajo el cariño y el apoyo de la afición. Volvió a la cara del toro para dejar un gran recorte y concluir su actuación -la comenzó a portagayola- con otro salto. Anoche, tras concluir el concurso, Arribes Taurinas pudo hablar con él en exclusiva. «Estoy bien, tengo una cornada interna que en principio no es necesario abrir y golpes por todos lados«, aseguró. Sin embargo, Espada también mandó un mensaje positivo de cara a su recuperación: «Espero estar bien en unos días de descanso y a seguir«. Desde Arribes Taurinas le mandamos todo nuestro apoyo y le deseamos una pronta y rápida recuperación tras el percance.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!