El 13 de julio de 1995 es un día teñido de negro en la historia de los Sanfermines. Un toro de la ganadería de Torrestrella, de nombre ‘Castellano’, hirió de muerte a un joven corredor estadounidense llamado Matthew Peter Tasio. La cogida tuvo lugar en el tramo del Ayuntamiento y Matthew murió a los pocos minutos de recibir la cornada, antes incluso de llegar al hospital. Una vez más, Pamplona vivió la cara amarga de la Fiesta. Dentro vídeo: 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!