El Puerto de Santa María vivió una tarde de relumbrón, con un gran ambiente en los tendidos –respetando la normativa sanitaria– y una terna que dejó detalles destacables en sus respectivas faenas. Tres orejas por coleta se cortaron en total de un encierro de Juan Pedro Domecq, que cumplió en presentación pero al que le faltó fondo en su conjunto. Destacó por encima del resto la faena de Pablo Aguado a su primero. También hubo que lamentar un percance sin consecuencias a Enrique Ponce.

El Puerto de Santa María. Lleno aparente respetando el aforo permitido. Toros de Juan Pedro Domecq, bien presentados y de variado juego. Enrique Ponce: ovación con saludos y oreja con petición de la segunda; Morante de la Puebla: oreja y palmas; Pablo Aguado: oreja y palmas. 

  • Saludaron en el tercero de la tarde tras banderillear Iván García y Pascual Mellinas.

  • Imagen de portada, vía: LANCES DE FUTURO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!