Un hombre, de 62 años de edad, ha fallecido tras ser gravemente corneado por uno de los astados –quedó rezagado– de Simón Caminero en el último encierro de Cuéllar. Según informa la agencia EFE, «la cornada se habría producido en el cuello y en el tórax» cuando este se encontraba en la zona del embudo, antes de alcanzar el tramo urbano. El Ayuntamiento ha decretado tres días de luto oficial

  • Imagen vía: HÉCTOR LÁZARO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!