Inicio Corridas Heroicidad fallera de Chacón

Heroicidad fallera de Chacón

0

  • Crónica vía: DAVID BUSTOS

Se dice que los héroes son un invento de la ciencia ficción, un mito del pasado. Pero, ¿y hoy? Hoy también existen. La capacidad sobrehumana de Octavio Chacón en la vuelta de los ‘victorinos’ a Valencia, no es algo «normal». No lo vemos en ningún otro sitio. Tan torero y tan capaz. Con qué sabiduría y dominio sacó a los medios al segundo de la A Coronada. La suavidad de los vuelos del capote acompañaba a las humilladas embestidas del toro por el albero valenciano. ¡Y como fue ese remate final! Una borrachera de torería. Rugía Valencia antes de estremecer con la terrible cogida al gaditano en la faena de muleta. Como un ‘muñeco’ lo levantó el cárdeno del escroto y la cara del torero lo decía todo. La de los aficionados también. Y ni ese percance le apartó del ruedo a Chacón. Un ‘agua’ y pa’lante. A dar la cara frente a un orientado y complicado ejemplar que murió como los toros encastados mueren, con la boca cerrada y luchando hasta el final en la ‘batalla’. Digna fue su muerte y de premio la soberbia estocada de Chacón que se reencontró con el público fallero frente al sexto y último toro de la tarde. Con una cornada en el escroto y tras su paso por la enfermería. ¿Es esto algo «normal»? No, está claro que no. Son héroes. Son toreros. Y Valencia, a pesar de su fallo con la espada frente a un noble pero soso astado, le recompensó todo su esfuerzo con una cariñosa ovación de despedida. Julio le espera. O debería hacerlo.

Un lote variado pero con opciones tuvo que estoquear Rafaelillo. El abre-plaza fue el mejor toro de la corrida, exigió por el pitón derecho y humilló con recorrido por el izquierdo. Un toro para cortarle las orejas. Pero no lo entendió el torero murciano que sí se gustó en el inicio de faena. El cuarto, más complicado y duro, permitió ver la versión más lidiadora de Rafaelillo. Sin terminar de imponerse. Sin acabar de redondearlo con la espada.

Con la ideas claras pero sin el rodaje necesario llegaba Varea a Valencia. Entró por la vía de la sustitución y buscó salir por la puerta del triunfo. Pero todo quedó en destellos de calidad aislados. Un quite, varias verónicas y dos faenas sin la rotundidad que hace falta para triunfar. Los toros, nobles y con movilidad, pecaron de cierta sosería en la muleta.

Plaza de Toros de Valencia. Segundo festejo de Las Fallas. Media entrada. Toros de Victorino Martín, nobles y con opciones. Rafaelillo: ovación con saludos tras aviso y ovación. Octavio Chacón: oreja y ovación con saludos. Varea: ovación con saludos tras aviso en ambos.

  • Imagen vía: @TorosSCP

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here