El pasado sábado se celebró en la localidad salmantina de Ciudad Rodrigo, una jornada llena de emoción, peligro y riesgo. Los protagonistas de dichos festejos, fueron tres serios astados de Antonio San Román, que pusieron las cosas complicadas a los corredores. Sin embargo, hay que lamentar diversos percances, algunos de ellos de gravedad.

A pesar de ello, muchos de los aficionados se mostraron satisfechos con el juego ofrecido por «Zaiñero», «Peletero» y «Loco», durante sus sueltas por las calles mirobrigenses.

* Fotografías vía: #LasFotosDeFiz.
* Crónica vía: #DavidBustos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!